Próxima estación: La Latina

Es un proyecto de investigación documental acerca de los procesos de creciente turistización en el barrio de La Latina, situado en la zona de los Austrias, en el centro histórico de Madrid.

Desde comienzos del año 2014, comenzamos a abordar de manera más intencional la sistematización de lo que ocurre en el barrio de La Latina, lugar en el que vivimos desde hace ya mucho años. Los cambios observados nos llevan a preguntarnos las causas de estos procesos y las consecuencias que se derivan en el presente y que se pronostican a futuro.

Comenzamos un registro audiovisual de las calles, plazas y rincones del barrio, de las personas que habitan dichos espacios, entre semana, y durante el fin de semana.

En Julio del 2014 comenzamos a realizar entrevistas grabadas, con la meta de aproximarnos a la realidad que se vive en el barrio a través de distintas voces. El anhelo de acceder, de forma breve, a cada una de estos testimonio genera la serie Voces del Imaginario, que resume cada una de las entrevistas realizadas.

Así, bajo la sospecha de que ciertas formas de expulsión y desplazamiento vecinal están ocurriendo en el barrio de La Latina, contactamos con la Asociación de Vecinos Lanuza-Casco Viejo de la zona del Gancho, en la ciudad de Zaragoza, para conocer su experiencia. Esta organización lleva años observando procesos de turistización y elitización, especialmente visibles en la zona del Tubo, así como de intento de desplazamiento residencial a través de derribos y el abandono de la zona del Gancho.

Posteriormente, Michael Janoschka y Jorge Sequera, miembros del grupo Contested Cities y expertos en estudios urbanos críticos, nos hablan de los procesos de gentrificación, expulsión, desplazamiento y resistencia que acontecen en los centros urbanos de diversas ciudades españolas y latinoamericanas.

Llegadas a este punto, donde ya tenemos la práctica de una asociación en la resistencia a éstos procesos y la teoría de la academia, que nos acerca a su complejidad, no nos pueden faltar los testimosnios de las voces implicadas y afectadas, las de los vecinos y vecinas del barrio de La Latina.

Empezamos esta nueva travesía con tres chicos jóvenes, amigos desde el colegio, Cesar, Lucas y Peter. Los tres han crecido en el barrio y nos comentan todas sus quejas y propuestas. Nos hablan de su infancia y adolescencia llena de anécdotas, las fiestas del barrio, la vida vecinal, los comercios que frecuentaban y de cómo ha cambiado todo desde esa época.

El siguiente en poner voz es Eric, que desde hace unos años ha vivido en carne propia el poder que tiene la participación a través de actividades cotidianas. Él aprendió a jugar al baloncesto en el Campo de la Cebada y nos cuenta cómo su implicación ha conseguido trasformar y construir ese espacio y sobre todo cómo vivir esa experiencia le ha transformado a su vez a él.

La de María es otra de las voces que recogemos. Una mujer, ya octogenaria, que ha vivido toda su vida en el barrio de La Latina, siendo cocinera en restaurantes y tabernas del “chateo más castizo”. Esta vez, más que un testimonio de barrio, es toda una historia de vida, de un barrio diferente en una sociedad diferente. De cómo hacer amigos y ser conocida en todo el barrio, de la importancia del mercado de la cebada y la solidaridad entre vecinos.

Ya en febrero y a pesar del frío, Arcadio, María y Lola, residentes del barrio desde hace más de 60 años, nos hacen un recorrido, mostrándonos los rincones más queridos del barrio, la calles donde

vivieron, las historias de otros vecinos (y amigos), los bares, iglesias, tiendas de proximidad, comercios ya desaparecidos y oficios perdidos. A pesar del malestar que les genera la masificación generada por el ocio nocturno que comenzó a aparecer hace ya unos 8 años los fines de semana, afirman que La Latina sigue siendo el mejor barrio de madrid y que no les gustaría vivir en ningún otro lado.

Éstas y otras voces, como las de propietarias de comercios, tenderos del mercado, visitantes nocturnos, o simplemente gente que nos encontramos por la calle conformarán el documental Próxima estación: La Latina, que se estrenará en abril de 2015.

Se trata de un proyecto ambicioso, no sólo por la dificultad que supone aproximarse a un fenómeno complejo, como es todo proceso de transformación urbana, sino por el interés de rescatar la mayor diversidad de voces, siendo que todas ellas habitan, de una u otra manera, los espacios.

Por otra parte, el interés del presente proyecto pasa por analizar y sistematizar el potencial de las técnicas audiovisuales como herramientas para explorar, de manera rigurosa, la descripción de la realidad social, y la intervención activa y no aséptica sobre la misma.

  • La mejor información es la que proviene del actor

    Subcomandante Galeano, 2014